¿TOFU, MOFU, BOFU? ¿Comida de moda o psicología de tu cliente?

Qué es el TOFU, MOFU, BOFU y cómo integrarlo en tu tienda online

– Ponme una de Tofu bien picantito… 

– Y para mí, una ración de Bofu con chorizo a la sidra, por favor. 

– ¡Marchando!

¿A que hoy en día esa conversación podría darse perfectamente en cualquier local de moda de nuestras ciudades?

Pues no, no nos referimos a eso.

Tofu, Mofu y Bofu no son platos exóticos readaptados al gusto español.

Son los pilares psicológicos en los que se asienta el funcionamiento óptimo de cualquier embudo de venta.

Te lo contamos en detalle a continuación.

¡Toma nota!

¿Qué son el Tofu, Mofu y Bofu de tu embudo de ventas?

Son el Top, el Middle y el Bottom of the Funnel.

Es decir, la parte superior, la parte media, y la parte final de tu embudo de ventas.

O, en otras palabras:

Lo que tu cliente siente desde el primer contacto con tu marca hasta que pulsa el botón de compra.

¿Qué sucede en TOFU?

El TOFU es maravilloso.

El cliente explora tus contenidos por primera vez cual aventurero/a ante tierras desconocidas.

En la mayoría de los casos, lo último que pasa por la mente de este explorador/a es la compra. 

Ahora solo quiere descubrir, informarse, admirar…

Y tú tienes que facilitarle el camino.

Tu misión es crear un espacio virtual paradisíaco repleto de recursos gratis.

Un espacio diseñado a la medida para tu cliente potencial ideal.

Un espacio que le guie, poco a poco, hacia la compra (pero ¡ni mención de esa palabra!).

Solo guías, eBooks, podcasts, Infografías, checklists, y todo tipo de material gratis y de muchísimo valor.

¿Cómo sabes si el espacio TOFU está funcionando?

Midiendo tus acciones y las reacciones de tus recién llegados ante tu empresa esa primera vez.

Utiliza métricas como alcance, engagement, páginas vistas únicas y permanencia en tu web.

¿Qué pasa al adentrarse en MOFU?

En el territorio MOFU, tu usuario/a se ha dado licencia para explorar con cierta calma todo ese denso bosque de valor que le estabas ofreciendo.

Pero, pasada la admiración y esos momentos de exploración iniciales, el usuario/a empieza a medir todo lo que ve contra el problema que él o ella tiene. 

Y empieza a comparar tu contenido y tu marca con otras marcas y sus contenidos.

¿Quién resuelve mejor el problema?

Aquí le sacamos del bosque denso del contenido general, y le mostramos la luz.

Aquí tiene que empezar a vernos como la salvación.

El experto/a.

The one.

Así que todo lo que hagas en territorio MOFU tiene que estar enfocado a posicionarte como experto/ en una temática concreta.

Te estás convirtiendo en el único guía posible en el camino que le llevará a la cima.

¿Cómo sabes si los webinarios o material que ofreces en MOFU está siendo efectivo?

Midiendo visitantes nuevos y recurrentes, porcentaje de rebote, porcentajes de clics o CTR y la tasa de apertura de tus emails.

Lo tienes en la cima BOFU

Aquí solo llegan los creyentes.

Los usuario/as más tenaces.

Los que confían en The One.

Han llegado a la cima porque les has ofrecido contenido de valor en TOFU y al entrar en MOFU les convenciste de que eras el experto que buscaban para resolver su problema.

Pero en BOFU aun tienes que dar un último paso.

Un paso muy preciso y personalizado.

¿Cuál?

Hazles una demostración de tu producto. 

Ofréceles una prueba gratuita.

O tal vez una auditoría.

Un microservicio de asesoramiento.

En BOFU sí, la palabra COMPRA, es obligatoria y tiene que estar muy bien señalizada. 

Aquí, tú tienes muchísimo poder.

Aprovéchalo, mídelo y úsalo inteligentemente para convertir a ese usuario/ que llegó algo despistado a TOFU en un cliente recurrente con todas las de la ley.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *