¿Cómo captar la atención de tu cliente? Si controlas la corteza visual de tu cliente, controlas a tu cliente.

Controla a tu cliente mediante la corteza visual

No lo teníamos claro.

Hubo el debate pertinente.

Unos estaban por compartir. Los otros se negaban porque “era revelar demasiados secretos de estado”.

Pero al final, nos impusimos.

Los que defendíamos el derecho del cliente a conocer la magia que utilizamos los diseñadores para “manipular” la atención de los usuarios en una web, ganamos.

Y aquí nos tienes, compartiendo una de las mayores incógnitas del diseño web.

El ataque descarado a la corteza visual del usuario.

Un ataque totalmente premeditado por parte de diseñadores de todo el mundo.

¿Funciona?

Funciona, efectivamente. Pero solo si la operación se lleva a cabo con precisión.

Te contamos cómo a continuación. ¿O no?

Venga sí, ¡antes de que nos arrepintamos!

Imagina que estás diseñando una página de ventas. Tu objetivo es que la gente se percate de su existencia, que se dirija al botón en la pantalla. Que haga clic sobre este y se suscriba a tu boletín mensual.

Es decir, tu meta es asegurarte de que el botón capte la atención de la gente.

¿Cómo lo haces?

!Planificando un ataque implacable a la corteza visual del usuario que llega a tu web!

No hace falta explicar que la corteza visual es la parte del cerebro que procesa la estimulación visual proveniente de los fotorreceptores de la retina.

¿Cómo funciona?

En muy pocas palabras, la información visual pasa desde los ojos hasta el núcleo geniculado lateral del tálamo y el colículo superior. Una vez llega a la corteza cerebral las diferentes informaciones captadas por los receptores son procesadas.

Se les da un sentido. Se perciben aspectos fundamentales como la distancia, el color, la forma, la profundidad o el movimiento. Y finalmente, se les da un sentido conjunto.

Al ser animales muy visuales, la corteza visual es la más grande de las cortezas sensoriales y eso nos va de perillas a los diseñadores porque ¡tenemos mucho más espacio donde atacar!

Lo que ocurre es que hay ciertas áreas especiales de la corteza visual que procesan la información visual muy rápidamente. Son las denominadas áreas de «atención previa» y la verdad es que ¡son unas máquinas!

¡Son capaces de procesar la información mucho más rápido de lo que tú puedes darte cuenta, mucho antes de que  hayas percibido algo visualmente!

Dentro de la corteza visual hay cuatro de estas áreas, llamadas V1, V2, V3 y V4. Estas áreas de «atención previa» de la corteza visual están dedicadas a elementos visuales muy pequeños y específicos. Esas son las áreas que nos interesa más atacar.

Aquí las tienes:

Cómo captar la atención del cliente

 

1. Orientación

Si un elemento está orientado de manera diferente a otros, se nota de inmediato.

2. Tamaño y forma.

Si un elemento tiene un tamaño o una forma diferente a otros, se nota de inmediato.

3. Color.

Si un elemento es de un color diferente al de otros que lo rodean, se nota de inmediato.

4. Movimiento.

Si un elemento se mueve rápidamente, especialmente si se enfoca desde que es pequeño hasta que se va haciendo más grande rápidamente, ese efecto también llama mucho la atención.

Pero ¡cuidado! ¡Solo uno a la vez!

¡Si las atacamos todas a la vez, el efecto va a ser el contrario! Nadie se va a inmutar porque nada va a llamar la atención.

Hay que atenerse a uno de los métodos. Uno solo.

¿Que el secreto tampoco es que sea nada del otro mundo?

¡Espera que aún hay más!

Las áreas de atención previa de la corteza visual no son la única conexión visual/cerebral que debemos atacar.

¡Que entre el área facial fusiforme de tu cerebro!

El AFF es la parte de tu cerebro especialmente sensible a los rostros humanos.

Sí, es la culpable de que te sientas atraído/a por ciertos rostros.

La AFF se encuentra en la parte media/social del cerebro, cerca de la amígdala, la procesadora de nuestras emociones y plantea las siguientes preguntas:

  • ¿Esto es una cara?
  • ¿Pertenece a alguien que conozco?
  • ¿ A alguien que conozco personalmente?
  • ¿Qué están sintiendo?

¿Qué hacemos los diseñadores para estimular la AFF?

  • Te presentamos caras que te miren directamente. El perfil puede estimular la AFF también pero no suele hacerlo con tanta rapidez. Pero un objeto inanimado con elementos que parezcan darle un rostro, sí que puede provocar la reacción deseada de la AFF.
  • Te presentamos caras que miren hacia el producto que nos interesa vender. Se ha demostrado que si la cara está mirando un objeto (por ejemplo, un botón o un producto) en la pantalla, el usuario que mira esa página también se va a fijar en el mismo objeto.
  • Aún y así, es cierto que un rostro con expresiones faciales que demuestren emociones suele provocar mayores reacciones que una simple mirada.

Es decir, si quieres captar la atención visual de alguien con el poderío de un diseñador profesional, organiza un ataque implacable a las dos zonas más visuales de tu corteza cerebral.

  • Las zonas de atención previa: asegúrate de que todo en la página sea sencillo excepto por un elemento.
  • El área facial fusiforme: Muestra un rostro de grandes proporciones demostrando una emoción fuerte mirando hacia la cámara.

¿Puedes ir a saco y atacar todas las zonas visuales a la vez?

Es decir, te interesa poner un rostro grande, y resaltar color, tamaño, forma y orientación.

Si quieres volverlos locos, sí. Si no, una estrategia a la vez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *